Tamaño letra:

El objetivo de este trabajo es volver a reflexionar la importancia del uso del preservativo, con una difusión que tiene como instrumento al Ministerio de Salud, y pretende alcanzar una inserción en la sociedad por intermedio de distintas instituciones intermedias, escuelas, obras sociales, y organizaciones de la sociedad civil.


El ministro de Salud de Río Negro, Fabián Zgaib, encabezó la presentación ante la prensa, acompañado por el secretario de Políticas Públicas, Alfredo Muruaga; la secretaria de Relaciones Institucionales Mercedes Ibero; el coordinador de Epidemiología, Horacio Echenique, la coordinadora del Departamento de Enfermedades Transmisibles y Sangre Segura, Celeste Gómez y la coordinadora de Educación para la Salud, Paola Bufano.


El Ministro destacó el trabajo realizado para poder poner en conocimiento a la comunidad esta campaña que cuenta con múltiples herramientas comunicacionales.


Por su parte, Muruaga expresó que “el lanzamiento de esta campaña es un recordatorio para cuidarnos de las enfermedades de transmisión sexual, el uso del preservativo garantiza la prevención de un 98 % de los embarazos no deseados y entre un 80 y 88 % de prevención de enfermedades de transmisión sexual. Digamos que es la herramienta principal para la prevención de estas enfermedades”.


Como centro de distribución accionarán los hospitales rionegrinos, que contarán con piezas para redes sociales y folletería que estarán a disposición para compartir.
Las instituciones interesadas en difundir el material, pueden solicitar las distintas piezas a fin de organizar sus propias ediciones.

 

Uso correcto del preservativo masculino:

 

-Revisar la fecha de vencimiento del preservativo
-Usarlo desde el comienzo de la relación sexual.
-Abrir el sobre con cuidado para que no se rompa el preservativo. No utilizar elementos cortantes ni abrirlo con los dientes.
-Apretar la punta del preservativo para sacar el aire antes de apoyarlo en el pene erecto porque, si queda inflada, se puede romper durante la relación.
-Desenrollarlo hasta la base del pene, cuidando que no quede inflada la punta.
-No usar vaselina, aceite o crema de manos porque éstos pueden dañar el preservativo. Usar lubricantes "al agua" que se venden en las farmacias y están disponibles en los hospitales y centros de salud del país y son recomendables sobre todo para sexo anal.
-Luego de la eyaculación, retirar el preservativo con el pene todavía erecto. Tener cuidado de que no se derrame el semen.
-El preservativo debe ser usado una sola vez. Tirarlo a la basura, no al inodoro.

Uso correcto del preservativo femenino:

 

-Revisá la fecha de vencimiento.
-Tocá el envase con las yemas de los dedos para verificar que haya lubricante en su interior.
-Abrí el envoltorio con cuidado para que no se rompa
-Ponete en una posición cómoda: puede ser acostada, sentada o como te sientas mejor.
-Sostené el preservativo con el extremo abierto colgando hacia abajo y apretá el extremo cerrado del preservativo.
-Sosteniendo todavía el extremo cerrado del preservativo, con la otra mano separá los labios de la vagina. Poné el preservativo dentro de la vagina y soltalo.
-Con el dedo índice por dentro del preservativo empujá el anillo cerrado hacia adentro de la vagina todo lo que puedas. El anillo abierto quedará afuera de la vagina.
-Ahora el preservativo femenino está en una posición correcta para poder usar con tu pareja.
-Guiá suavemente el pene de tu pareja hacia la abertura del preservativo con tu mano para asegurarte que ingrese correctamente.
-Para retirar el preservativo, girá el anillo que queda afuera y retiralo suavemente con cuidado de que no se derrame el semen.
-Envolvé el preservativo en el envase o en un pañuelo de papel y tiralo a la basura, no al inodoro.

Uso correcto del campo de látex:


-Revisá la fecha de vencimiento.
-Tocá el envase con las yemas de los dedos para verificar que haya lubricante en su interior.
-Abrí el envoltorio con cuidado y desenrollalo.
-Sacale el borde superior con los pulgares.
-Rompelo a lo largo y abrilo.
-Estiralo con el índice y el pulgar para armar el campo de látex.
-Después de usarlo, envolvelo en un envase o pañuelo de papel y tiralo a la basura, no al inodoro.

Preservativos para personas alérgicas al látex:


-Existen en el país unos preservativos diseñados para aquellas personas que son alérgicas al látex. El Ministerio de Salud de la Nación no dispone ni distribuye este tipo de preservativos, pero actualmente se comercializan y están a la venta en farmacias y kioscos.
Estos preservativos no son hipoalergénicos, es decir, no están diseñados para cualquier tipo de reacción alérgica.

 

Fuente: www.salud.rionegro.gov.ar/
http://www.msal.gob.ar/

 

Comentarios

Video del día

Noticias Relacionadas