Tamaño letra:

Por Sebastián Santa Cruz

 

Cuando empecé a trabajar en turismo, en las empresas en las que trabajaba (en todas) no se vendían pasajes de Aerolíneas Argentinas. La razón: la compañía estaba destruida, tenía horarios malísimos, conexiones nulas, pocas frecuencias y casi siempre problemas. Por eso ni se la usaba. Nuestros jefes no nos dejaban ofrecerla como una opción. Desde que la aerolínea se recuperó por parte del Estado, el cambio fue rotundo. Hoy tengo mi propia agencia de viajes y vendó (hasta ahora) Aerolíneas Argentinas cómo principal compañía, tanto dentro del país, como para muchos de los destinos internacionales a los que llega.


Cuando vine a vivir a Viedma, capital de mi provincia, teníamos 1 vuelo semanal, el cual no usaba casi nadie porque se cancelaba el 50% de las veces. Eso también cambió. Pasamos de tener 1 vuelo semanal a tener 1 vuelo diario, los 7 días de la semana. 7 vuelos que comenzaron a funcionar muy bien, con aviones prácticamente llenos, siempre. ¿Cómo se entiende? Fácil: si vos sabés que el vuelo está todos los días y que te permite ir y volver cuando quieras, que de ultima si se cancela hoy (por clima supongamos) volás mañana, entonces te acostumbrás a que el vuelo es una excelente opción para planificar tu viaje.


En Septiembre del año pasado surgió una nueva buena noticia: se agregarían vuelos, 3 veces por semana, de Viedma a Bariloche. Una excelente noticia que todos recibimos con muy buen pronóstico. Un vuelo que se realiza 3 veces por semana permite viajar por turismo, por negocios, por cualquier necesidad, y tener una buena flexibilidad de días para ir y regresar.
Eso no se cumplió. El vuelo lo pusieron 1 día por semana, los viernes, y de regreso 1 día por semana, los lunes. ¿De qué sirve? cuesta entenderlo. A su vez, al vuelo diario con el que contábamos a Buenos Aires, lo pasaron a un horario más tarde, llegando a capital a las 19hs. El horario de llegada influye mucho a la hora de planificar un viaje. Este horario es malo por donde se lo mire. Quien tiene que ir a hacer un trámite, por ejemplo, no encuentra ninguna utilidad en llegar a Aeroparque, con suerte a las 19hs.


Hoy me enteré, buscando vuelos para una reserva ya que nadie lo publicó, que a partir del mes que viene ya no contaremos con 7 vuelos semanales. Los martes y los jueves ya no habrá vuelos entre Viedma y Buenos Aires.
De a poco, el resto de los días irán teniendo menos pasajeros, y esa será la excusa perfecta para levantar los pocos vuelos que irán quedando.
Yo vi la aerolínea destruida, sin que nadie se indigne por ello. Yo vi la aerolínea levantando cabeza, con mucha gente indignada por eso. Yo vi como los medios decían que el gasto era muy alto, y ponían como parte del gasto el costo de un avión que se compraba. Se compraron más de 50 nuevos aviones...


A mí esto me duele por todos lados. Me duele ver que Viedma pierda protagonismo en tan solo 4 meses de gestión y me duele que ningún dirigente de mi provincia haga valer lo que habíamos logrado. Me duele ver la velocidad con la que están trabajando para destruir la aerolínea de bandera nuevamente. Probablemente no lo hagan como lo hicieron gobiernos anteriores. No la van a vender. No creo que la privaticen. Sólo hace falta achicarla hasta que casi no moleste. Que no salga en los diarios, que nadie se entere. De a poco irán creciendo LAN, Sky (la aerolínea de bajo costo Chilena que ya ingresó al país) y Avianca, que pronto ingresará al mercado. Pocos seremos los que lloremos ante la pérdida de Aerolíneas Argentinas. Muchos serán los que festejen que ya no se ‘gaste‘ tanto dinero en ella..

Video del día

Noticias Relacionadas