Tamaño letra:

 

El turismo evoluciona permanentemente, permitiendo la aparición de nuevos destinos en el mundo.


Paralelamente se han incorporado otros productos turísticos.


La Organización Mundial del Turismo, define al destino turístico como “el país, región o ciudad hacia donde se dirigen los visitantes, teniéndolo como su principal objetivo y es el destinos turístico, el lugar donde tiene que desplazarse la demanda para consumir el producto turístico”.


Este se conforma por la oferta turística de un destino, que a su vez la componen el conjunto de atractivos, bienes, servicios y facilidades capaces de atraer al visitante.


Dentro de una variada oferta encontramos los recursos naturales, entre los que están las playas, selva, ríos, flora y fauna, entre otros.


También tenemos los servicios, que se componen de los alojamientos, establecimientos de alimentos, agencias de viajes, rentadoras de autos y otros.


La imaginación, como la necesidad para atraer al público, fue apareciendo y teniendo un papel protagónico los entretenimientos. Aquí se nuclearan los clubes nocturnos, casinos, cines y teatros.


Es así como en el mundo los casinos han ido evolucionando y no circunscribiéndose solamente en las salas de juego, sino levantando verdaderos complejos turísticos, con modernos hoteles y brindando servicios de primer orden.


Así es como Las Vegas ya no se limita solamente al juego, sino que podemos considerarla como un referente mundial con posibilidades de acceder a espectáculos con las principales figuras artísticas del mundo. Un informe de la Universidad de Nevada, el estado donde se encuentran Las Vegas, ha expresado que “muchas regiones del mundo han suavizado sus prohibiciones contra el juego en los casinos, y los han usado para encarar diferentes objetivos económicos, incluido el desarrollo del turismo”.


Se considera que el negocio ya no solo está fijado en el juego, sino en levantar hoteles y llevando a cabo otros proyectos conexos, para consumo de los visitantes.
Como hemos indicado Las Vegas en lo que se refiere a juegos de azar, es el referente histórico mundial. El lugar ya nadie tiene dudas que se ha convertido en un atractivo turístico en sí mismo, que recibe anualmente a millones de visitantes, quienes generan ingresos millonarios en dólares.


Macao, a unos setenta kilómetros de Hong Kong, es un destino conocido como el Montecarlo del Oriente. Allí una gran cantidad de casinos, complejos turísticos y centros nocturnos, eligieron al lugar en uno de los favoritos de Asia.


En la actualidad millones de dólares se gastan diariamente en los casinos en el mundo, como en los hoteles y en los restaurantes, levantados junto a los mismos, convirtiéndolos en uno de los negocios más rentables del mundo.


Los entendidos afirman que los casinos se han ido estableciendo en un gran atractivo para incentivar el turismo de muchos sitios, como lo pueden atestiguar Las Vegas, el Principado de Mónaco, Atlantic City, como así también los casinos de Barcelona, Madrid y Mallorca en España, o podemos mencionar también al de Baden-Banden, en Alemania, de lujo asemejándose al Palacio de Versalles, lo que lo convierte en receptivo turístico de alto nivel.


En Sudamérica el Conrad Casino, de Punta del Este, es un ejemplo de lo que comentamos, como en un renombrado centro turístico se erigió un complejo para los juegos de azar, pero con una extraordinaria infraestructura hotelera, que comprende salas para convenciones, reuniones, restaurantes, etc.


Este emprendimiento privado con más de ochenta mesas y quinientas maquinas, se encuentran en un sitio espectacular, a pocos metros de las playas del renombrado sitio.


El Secretario General de la Organización Mundial de Turismo, Taleb Rifai, ha manifestado que “el turismo internacional es un componente cada vez más significativo del comercio internacional, como se ve en los ingresos de exportación del turismo internacional y el transporte de pasajeros”.


La industria del azar, como se la denomina, mueve cientos de miles de millones de euros, fundamentalmente con lo producido por el juego en países de Asia y Europa.
Pero debe considerarse que junto a la actividad del juego, los turistas también realizan excursiones, descansan en las playas, juegan en los campos de golf o bien realizan safaris, según el lugar del mundo que visiten.


En nuestra Patagonia, particularmente en las Provincia del Neuquén y Rio Negro, los emprendimientos de juego de azar, también han puesto su mira como ocurre internacionalmente, en actividades conexas.


Entre ellas ofreciendo espectáculos artísticos de primer nivel.


En la capital neuquina, un moderno establecimiento hotelero fue construido junto al casino.


En Bariloche, la sala de juego fue erigido junto a un amplio complejo hotelero.


En Cipolletti fue construido uno de los hoteles más modernos, con una tecnología de primer mundo, con servicios y características de nivel internacional.


En Las Grutas y General Roca los casinos tienen establecimientos hoteleros, mientras se ha anunciado el proyecto de construir un complejo que comprende, en Viedma, la sala de juegos con un establecimiento hotelero de modernas características.


En definitiva en el mundo los casinos fueron ampliando sus ofertas y hoy en día se han ido constituyendo en grandes centros turísticos, que ofrecen junto a los juegos de azar otras posibilidades.


El atractivo de un lugar está compuesto también por lo que se complemente en su entorno. Mientras nuevos lugares se incorporan al desarrollo turístico se va haciendo necesario encontrar y desarrollar nuevos productos.


Con solo el atractivo no es suficiente.


Los visitantes necesitan opciones y alternativas que les permitan permanecer más tiempo en él un lugar.


Por eso el turismo en la actualidad necesite de productos diversificados que fortalezcan el desarrollo de las regiones.
 

Por Andrea Isabel Marín (licenciada en Turismo) y Julio Isidro Pérez (Experto en Turismo). 

Comentarios

Video del día

Noticias Relacionadas