A partir de datos precisos, la Policía simuló una compra y los hicieron caer en la trampa.
Tamaño letra:

El fiscal Guillermo González Sacco imputó a un hombre y una mujer por el delito de robo agravado por el uso de arma de fuego apta para disparo.


El Juez Carlos Mussi los indagó en la tarde del viernes e hizo lugar a la prisión de ambos hasta tanto se resuelva su situación procesal.


El hecho formaría parte de una decena de situaciones similares en las que, a través de un perfil falso de facebook, los acusados ofrecían vehículos a bajo precio, concordaban una cita con los interesados en espacios públicos y, en el encuentro para concertar el negocio, les robaban pertenencias, además del dinero de la fallida transacción.


A esta detención se llega luego de que una de las víctimas realizara, el 6 de julio pasado, una denuncia por un hecho de estas características brindando el nombre del perfil falso y señas particulares de las personas que le habían robado. Con esa información, se requirió hacer la simulación que llevó adelante, una vez autorizado por el Juez, la Brigada de Investigaciones.


En el lugar del hecho, el 12 de julio, la policía dio con los autores, aprehendiéndolos. Luego de ello el Fiscal imputó al hombre, además del delito de robo efectuado el 6, por la portación de arma de fuego de guerra que llevaba consigo en ese momento.


Las primeras medidas incluyeron allanamientos a los domicilios de quienes hoy están detenidos, que arrojaron resultados positivos llegando a encontrar en el de la mujer documentación a nombre del denunciante además de diversos elementos que ya habían sido declarados como robados previamente.

 

Allanamientos en el Penal
Al mismo tiempo, y en el marco de una investigación por asociación ilícita que avanza a partir de hechos similares a éste y valiéndose de pruebas colectadas de forma preliminar, González Sacco solicitó un allanamiento al Penal de Viedma que realizó junto al Juez Mussi en la tarde del miércoles, en el que secuestraron teléfonos celulares y casi una decena de chips telefónicos.


Las medidas a partir de ahora serán ruedas de reconocimiento de los diversos damnificados hacia los dos detenidos y hacia los vehículos, además del análisis por parte de la Oficina de Investigación en Telecomunicaciones de todos los elementos telefónicos secuestrados.


“Nosotros entendemos que todo ésto forma parte de una asociación ilícita de la cual los dos detenidos serían el brazo ejecutor”, explicó el Fiscal, valorando los resultados obtenidos gracias al trabajo conjunto de la Fiscalía, en especial de las adjuntas Maricel Viotti Zilli y Yanina Estela, el Juzgado encabezado por Carlos Mussi y la Brigada de Investigaciones de la Policía rionegrina. 

Comentarios

Video del día