No es la primera vez que suceden actos de vandalismo de este tipo. El objetivo era generar barreras forestales para resguardarse de los vientos. Además de los palos guía, faltaron muchos ejemplares.
Tamaño letra:

Más de 50 tutores y un número similar de árboles recién plantados desaparecieron del lugar donde fueron colocados con el objetivo de generar una barrera forestal y embellecer el lugar.

 

No es la primera vez que suceden actos de vandalismo de esta naturaleza, que solo perjudican a los vecinos del lugar y al medioambiente en general.


Esta vez sucedió en la cortina natural que se pretende generar sobre la calle 2, en el lateral de los barrios Lavalle, Nehuén y Mi Bandera.


Antes, un número menor de tutores y plantas habían desaparecido de la barrera plantada en la vereda de la calle 20, en el acceso al barrio Lavalle.


También desaparecieron unidades de la cortina plantada sobre la ruta Provincial 1, en cercanías del barrio Gobernador Castello.


La Municipalidad de Viedma solicitó la colaboración de la ciudadanía en el mantenimiento de las nuevas plantaciones de árboles, debido al registro del faltante de los ejemplares y sus guías, recientemente colocados por el área de Espacios Verdes.


Desde el área se informó que faltan alrededor de 50 árboles y 60 tutores.


Los ejemplares son álamos, eucaliptus y casuarinas.


Cabe recordar que el proyecto de barrera forestal incluye la plantación de 940 ejemplares, logrando una superficie total de 1.600 metros en las diferentes zonas.


Estas formas de actos vandálicos atentan contra el patrimonio natural de los ciudadanos; las cortinas forestales contribuyen a la regulación del clima, al control de la erosión del suelo, a la atenuación del ruido, entre otros.


No hace mucho se plantaron un centenar de árboles en el denominado sector de La Estación, en el barrio Los Fresnos, con el objeto de constituir una barrera forestal que embellezca y resguarde de los vientos a la zona.


En un nuevo caso de vandalismo, sustrajeron casi un centenar de tutores, que sirven para guiar el crecimiento de los árboles en sus primeros años de vida.


Al robarse los tutores indefectiblemente resultan afectados algunos árboles, que terminan quebrados y muertos.
 

Comentarios

Video del día